miércoles, 24 de marzo de 2010

Encuentro en Pampatar

Este post lo estoy comenzando a escribir navegando sobre un mar de un azul intenso y una lluvia repentina que moja las ventanas del ferry en el que viajo.


Son las 9 am del 23 de marzo de 2010. La nave partió a las 8 am, y se me ocurrió dejar constancia paso a paso de este reencuentro con Mary, en la hermosísima isla de Margarita.
Una señora antes de abordar me dijo que la lancha no se movería mucho porque el mar estaba en calma. Se equivocó. La espuma de las olas que veo desde esta ventana son bellas, pero el bamboleo de este aparato no.
La gente habla. La parejita sentada a mi lado duerme uno recostado del otro. Niños reclaman por algo. Yo, no puedo dejar de ver cuán azul puede ser el agua de este mar  Caribe, las mismas por donde Colón sin saberlo llegaba al paraíso en la tierra. Sigo luego, esto se mueve mucho.



------------
Ahora son las 3:48 de la tarde. El abrazo con Mary a eso de las 11 de la mañana, fue eterno. Nunca nos había pasado por la mente que íbamos a vernos de nuevo con ese gran océano atlántico separando nuestras existencias.
Mary y yo hemos hablado de lo humano y lo divino. En este momento yo estoy echada en la cama (yo no venía empujando el ferry pero parece que vine nadando de lo cansada que estoy) y ella está en la computadora tratando de conectarse con su familia en Italia.
Bueno, seguiré luego, porque tenemos que seguir conversando.
--------------------
Son las 8:40 pm. Desde las 5 salimos a caminar por la Bahía de Pampatar a tomar fotos.


 Caminamos, caminamos y caminamos y nos dimos cuenta de que debíamos regresar porque le empezamos a tomar fotos a la luna ( lo que por cierto causó estragos en nuestros maltrechos cuerpecitos).
Estoy súper cansada pero híper feliz de haber pasado un día como el de hoy. Seguiré mañana porque hoy no puedo montar el post. zzzzzzzzzzzz
-------------------------
Miércoles 24 de marzo
Ya estoy en mi casa.

 Estoy agotada pero muy feliz de haber pasado el día de ayer con Mary. Hoy nos levantamos muy temprano y seguíamos hablando; desayunamos y seguíamos hablando; preparaba mis cosas y seguíamos hablando, me acompañaba a tomar un taxi y seguíamos hablando. Pues sí, hablamos mucho mi criolla-europea amiga y yo. Era casi un cuarto de siglo por poner al día en persona, porque por el ciberespacio compartimos día tras día.
Confirmo mi apreciación de que Mary es una mujer extraordinaria como el resto de mis cuarensexies. Ha afrontado con coraje y optimismo todos los obstáculos que la vida le ha puesto por delante. Cuenta con una familia hermosa. Su Leonardo querido y sus cuatro hermosos hijos son un apoyo tan grande como ella lo es para ellos.
Como les decía en el post “amistades energéticas”, cada día agradezco al universo el haberme puesto en el camino a amigas como las que tengo. Ellas son ladrillos de lujo en mi vida en construcción.
Safe Creative #1005216352126

6 comentarios:

  1. Carajita, te quiero mucho. Bendigo siempre nuestro reencuentro y agradezco a Dios y al Universo por la malacrianza de Carolyn Jones.
    Quinero ver fotos también...
    MRQ

    ResponderEliminar
  2. Lindo mi Caro! Y yo confirmo que mi amiga Carolina es un palo de mujer.Brillante, profesional en todo lo que hace, buena esposa, mamá,hija,amiga. Todos los beneficiarios lo sabemos y lo agradecemos! Gracias por venir a Pampatar. Ahora, tienes que ir a Italia de nuevo. Y vernos allá.Es un sueño más, pero no imposible. Ya hemos visto como soñamos y luego nos quedamos cortos.Hoy, yo estoy aquí, mañana tú PUEDES estar allá! Mary

    ResponderEliminar
  3. Que padre son los reencuentros, es bello darse cuenta que ni la distancia, ni el tiempo pueden diluir una verdadera amistad, que los amigos son nuestra familia escogida, la que es afín a nosotros. Y todo coronado con esa playa, que rico estar ahí.:-)

    ResponderEliminar
  4. Carolina y todas, gracias por estas hermosas palabras y no menos fotos. Estamos muy contentos que Mary haya podido estar de nuevo en nuestra tierra querida y que haya disfrutado tantos con ustedes.
    Pero la queremos de vuelta, ¿okey?
    Luego la tendrán del otro lado del hilo... vagabundeando hasta tarde por la noche.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  5. Siiiii, la queremos de vueltaaaa!:) Que lindas palabras Caro..estoy feliz que mami esté disfrutando tanto las cosas y las personas que en realidad ama..
    Las esperamos aqui!!! conozco solo a JC,pero sé que estas cuarensexies son maravillosas :)
    Besos, Mariana

    ResponderEliminar
  6. Leo y Mariana (y Adriana, Ricardo y Alejandro), personas entrañables para mí nada más de escuchar a Mary hablar de ustedes con tanto amor y felicidad. Tienen una esposa y madre todo terreno que pronto, pronto, va a estar con ustedes, no se preocupen. Dios me dio la dicha de disfrutarla en vivo y directo por 24 horas, llegar molida a mi casa pero full de energía y cariño. No se preocupen pronto tendrán a esa preciosura para apapacharla hasta que se cansen. LQM.

    ResponderEliminar